La Oficina (Pública) Oficial Estatal del Ciudadano.

Una de las dificultades básicas en nuestro intento de entender la sociedad democrática y el lugar del individuo en ella es que combina, o confunde, dos conjuntos diferentes de ideas y actividades.

Primero, cuando pensamos en el gobierno, es probable que evocemos la concepción de un foro o asamblea digna y deliberada -un senado, un jurado, una convención constitucional (que ocupa un lugar importante en nuestro folklore) -un grupo de personas seleccionadas y calificadas Enfrentando juntos un problema común, llegando a una decisión común. Los vemos, si tienen éxito, aclarando las cuestiones que se les han sometido mediante un proceso de discusión ordenada y razonable, experiencia y evidencia, hablando libremente y sin temor, responsable en el partidismo, objetivo en el juicio. Es un espectáculo de seres humanos disciplinados razonando independientemente y juntos, decidiéndose sabiamente como resultado de un proceso de iluminación y cooperación.

Rara vez se trata este espectáculo en toda su gloria, pero incluso nuestro cinismo y nuestra desilusión reflejan la existencia en nuestra mente de este ideal o modelo como base de expectativa y crítica. Por mucho que nuestra práctica quede corta, la concepción del foro deliberativo permanece como nuestra concepción de cómo, en muchos puntos, el proceso de gobierno debe continuar.

En contraste con este modelo familiar debemos colocar otro, aún más familiar, el mercado. Esta es la arena en la que cada uno de nosotros trae sus necesidades y deseos, sus esperanzas, sus talentos y habilidades y se encuentra con otros en la competencia abierta. Aquí compramos y vendemos y comercializamos. Negociamos, persuadimos, hacemos tratos, comprometemos. Tratamos de conseguir lo que queremos y aprovechar al máximo lo que tenemos. Tratamos de ser astutos, rápidos, astutos, y esperamos que los demás sean iguales o paguen el precio. En este mundo somos productores y consumidores, vendedores y clientes; Y la mayoría de nosotros tenemos al menos un pie en este mundo. Gran parte de nuestra cultura, nuestros hábitos y actitudes, difícilmente puede ser entendido sin una apreciación de la influencia omnipresente del mercado.

Al considerar el foro y el mercado y la relación entre ellos, se requieren algunas observaciones:

En primer lugar , la actitud y las habilidades presupuestas y necesarias para el éxito de la operación de cada uno son radicalmente diferentes. La cooperativa y los procesos competitivos no son los mismos. La deliberación y la negociación son dos procesos diferentes. El Estado y el oficio de vendedor son profesiones distintas. El arte de tomar decisiones no es idéntico al arte de negociar.

Resultado de imagen de estado

En segundo lugar , puede haber una considerable “incompatibilidad” entre dos conjuntos de actitudes y habilidades. Es decir, pueden tender a debilitarse y destruirse mutuamente. Dentro de una sola persona uno parece crecer a expensas de la otra, y coexisten sólo en una tregua incómoda. La misma inquietud se encuentra a menudo en las relaciones entre los individuos que son predominante un tipo o el otro.

En tercer lugar , ha habido históricamente un conflicto considerable sobre el estatus relativo de estas dos instituciones. A veces el mercado o “mecanismo del mercado” ha sido visto como suplantando virtualmente el foro deliberativo como el formador del destino de la sociedad. A veces el mercado es visto como una influencia irracional e inquietante para ser frenado o suplantado por instituciones de toma de decisiones más deliberadas.

Finalmente , es posible, con referencia al foro y al mercado, expresar tanto las esperanzas como los temores de los estudiantes de la sociedad que vieron el surgimiento de la democracia popular en el siglo XIX. La esperanza era que las masas de los hombres pudieran recibir, por medio de la educación pública, los hábitos y actitudes necesarios para el funcionamiento exitoso del foro deliberativo, al cual se les admitía la extensión del sufragio. El temor era que el foro deliberativo -el gobierno racional- se inundara y corrompiera por los hábitos y actitudes del mercado.

Esa esperanza sigue siendo nuestro mayor desafío; Que el miedo sigue siendo nuestro peligro.

La insistencia básica de la Democracia es que nadie puede estar adecuadamente sujeto a la ley que no sea también, en un sentido significativo, un participante legítimo en el proceso por el cual se crea y desarrolla el sistema jurídico. La democracia, decimos, es “autogobierno”. Con esto no queremos decir que todo el mundo pueda hacer lo que le plazca. Queremos decir que la misma persona que se encuentra a sí misma “sujeto” de un sistema de gobierno y de ley es también, en otra capacidad y en el momento y lugar apropiados, participante en la elaboración de la ley y en el proceso de gobernar. Ser miembro es ser sujeto y gobernante.

Resultado de imagen de estado

Resultado de imagen de ciudadano

Así, ser miembro de una sociedad democrática es encontrarse con un cargo público, con un papel público y una estación privada. Esta doble condición -persona privada y funcionario público- hace que la teoría y la práctica de la vida democrática sean tan difíciles y exigentes.

En la era del individualismo no es necesario insistir en la importancia de la esfera “privada”. Cada persona es el centro de un conjunto de valores, objetivos, deseos, apegos. Tiene su carrera que expresa su inclinación, su propia concepción de su vida como debe ser vivida, y reclama una amplia tolerancia por sus bienes únicos y privados. Su ámbito privado está, por supuesto, limitado por las necesidades externas de la vida grupal, por las reglas del camino, por la ley de la tierra -que aceptamos más o menos como algo natural si satisfacen nuestro sentido de equidad o justicia. Pero dentro de estos límites somos libres de perseguir nuestra vida privada.

Resultado de imagen de ciudadano

Pero tanto como esto es, no es toda la historia. El ciudadano todavía -si no se gasta la democracia en él- desempeña su papel público, desempeña los deberes de su cargo público, actúa como gobernante y ocupa su lugar en el foro deliberativo.

No necesitamos recordar hoy las apuestas que recorren la sabiduría de nuestras decisiones políticas, la pena por la locura política. Pero tal vez debemos recordar que una de las principales tareas de la educación pública es prepararnos para el adecuado desempeño de nuestro cargo público(=adoctrinamiento).

Puede arrojar alguna luz sobre las maneras en que el ciudadano democrático puede fracasar si consideramos las principales maneras en que un gobierno aristocrático puede fracasar.

En primer lugar, la situación familiar en la que la aristocracia coloca el interés privado de sus miembros o de la clase dirigente en general por delante del “bien público” o del bienestar general de la comunidad en su conjunto. Tal fracaso para constituirse en un buen guardián del bienestar general puede considerarse como un fracaso moral, como un fracaso en el objetivo.

Resultado de imagen de ciudadano

En segundo lugar , una aristocracia puede fracasar, incluso cuando está bien intencionada, para desarrollar las disciplinas intelectuales y deliberativas necesarias para producir decisiones y políticas que lograrán los resultados deseados.

Es obvio que el cambio del gobierno aristocrático al gobierno democrático no constituye en sí mismo un remedio para estos fracasos o una cura para la irresponsabilidad moral e intelectual. De hecho, podría aumentar estos peligros. Pues el ciudadano democrático puede, en su capacidad de gobernar -como votante, por ejemplo- confundir inconscientemente o deliberadamente su interés privado con el interés público de que es el guardián. Y puede, por falta de educación o por preocupación con sus actividades privadas, no cultivar las habilidades cognitivas y deliberadas y las disciplinas necesarias en el proceso de toma de decisiones públicas.

Resultado de imagen de ciudadano

Una cosa es clara, sin embargo. El ciudadano democrático tiene un cargo público, y es un cargo crucial. Una sociedad que otorga esta función a todos sus ciudadanos no puede permitirse el fracaso en la educación de sus ciudadanos para desempeñar esa función de manera responsable.

Creo que se facilitará un análisis de los elementos de responsabilidad si consideramos brevemente qué es una cuestión pública o pública.

En un sentido obvio y general, un tema público es un tema debidamente planteado en un foro público y que reclama una acción pública, es decir, gubernamental.

En primer lugar , las cuestiones públicas son cuestiones “prácticas” y no “teóricas”. Es decir, la pregunta es si algo u otro debe hacerse. La cuestión es de acción, no de verdad. Tomar un ejemplo de un pasado no muy lejano: “¿Es verdadera la teoría de la evolución?” Esta pregunta, aunque de interés generalizado y ardiente, no es una cuestión pública como aquí se define. Sin embargo, “¿Deberíamos prohibir la enseñanza de la teoría de la evolución en las escuelas públicas?” Es una pregunta pública. Pide alguna acción. Obviamente, la opinión de uno sobre la verdad de la teoría puede determinar la posición de uno sobre si la teoría debe ser enseñada. Ciertamente es relevante. Pero la distinción entre una cuestión de verdad y una cuestión de acción es sin embargo importante. Un organismo gubernamental puede hablar con autoridad sobre si se debe emprender algo. Sus declaraciones, generalmente, acerca de la “verdad” no tienen tal autoridad.

En segundo lugar , un tema público involucra la acción del gobierno. Tales acciones gubernamentales, por supuesto, incidirán en la acción privada al prohibir o exigir que se hagan ciertas cosas. Pero la cuestión pública siempre es si el gobierno debe hacer algo. Por ejemplo, si enviar a mi hijo a una escuela pública o privada es una pregunta privada. Si el gobierno debe conceder exención de impuestos a las escuelas privadas o incluso, si las escuelas privadas se debe permitir que exista, es una cuestión pública.

Las preguntas públicas, entonces, son preguntas de este tipo:

¿Debe el gobierno hacer cumplir la integración racial en las escuelas? ¿Debería el gobierno subvencionar a los agricultores? ¿Debe el gobierno participar en un gran programa de ayuda exterior? Si la Parte A o la Parte B se encargaran de la dirección de la rama ejecutiva del gobierno durante los próximos cuatro años.

Con esto en mente, pasemos a considerar los diversos aspectos de la responsabilidad que implica la función del ciudadano.

Cuando somos llamados a actuar en nuestra calidad de funcionarios públicos(=parecido a empleados públicos pero sin cobrar) -como los votantes, por ejemplo-, el punto crucial es que se nos pide que juzguemos una cuestión pública. No se nos pide una expresión de nuestros intereses privados. El primer problema de responsabilidad es ver esta demanda y responder a ella.

Supongamos, por ejemplo, que la cuestión es si debe o no establecerse un sistema de entrenamiento militar universal. A mí, como ciudadano, me preguntan si a mi juicio tal paso promovería el bienestar general de la comunidad. No me preguntan si me gustaría estar en el ejército o quisiera que mis hijos fueran reclutados. Creo que es una pura negligencia moral, una irresponsabilidad moral absoluta, responder a la segunda pregunta cuando se le pregunta la primera, es decir, responder a una cuestión de interés público en relación con el interés privado.

Los supuestos básicos aquí son que hay una distinción entre la cuestión pública y la privada, entre el interés público y el interés privado, y que la acción responsable -es decir, dirigirse honestamente a la cuestión pública- es posible, aunque a menudo difícil , Y es necesario. Esto es, hay que señalar, una posición “controvertida”, generalmente sospechosa e impopular pero, sin embargo, creo, correcta.

Tanto canto e hipocresía ha rodeado la discusión del “interés público” que uno está tentado a despedirlo como mera retórica de relaciones públicas en la que empaquetamos y vendemos nuestras mercancías privadas. Pero la corrupción retórica de una distinción vital no disminuye el significado de la distinción.

Quizás no hay mejor ejemplo que este de la confusión del mercado y del foro, o de la influencia de la teoría económica en la teoría política. Todo el mundo está familiarizado con la teoría del laissez-faire que si cada uno persigue diligentemente su propio interés privado, el interés público se promueve automáticamente. Nadie, en este punto de vista, tiene que preocuparse por el interés público. Se ocupa de sí mismo. Es el subproducto automático de la lucha privada por los bienes privados. Esta concepción -en general, abandonada en la esfera económica- sigue teniendo una voga considerable en nuestro pensamiento sobre la política y se la considera a menudo peculiarmente “democrática”. Es atractiva, creo, porque realmente dispensa la necesidad de cualquier noción de responsabilidad para la Bien público. Da una especie de sanción moral indirecta al egoísmo individual. Nos parece muy consolador. Pero es, sin embargo, un escape de las cargas de la responsabilidad moral.

Un intento más serio de salvar la brecha entre el interés público y el interés privado o “egoísta” se basa en una distinción entre “interés propio” y “interés propio ilustrado”. El propio interés ilustrado, se dice, es idéntico con el interés público. Si bien el “interés propio” puede ser idéntico a lo que uno quiere o quiere inmediatamente, el “interés propio ilustrado” es lo que uno querría si es sabio, o miope, o maduro, o “social”. “Responsable” está actuando en términos de estas consideraciones más amplias que de las “inmediatas”.

Resultado de imagen de ciudadano

La ventaja de esta posición parece ser que no requiere que nadie actúe en contra de su propio interés (iluminado, es decir). Y puesto que es ampliamente (y dogmáticamente) sostenido que todos somos necesariamente egoístas esta opinión no requiere que uno ignore su interés propio. Sólo requiere que los hombres sean “iluminados”.

No creo, yo mismo, que esta opinión sea satisfactoria; Que la responsabilidad moral puede identificarse con la perspicacia en la búsqueda del interés propio. Pero es una opinión respetable que merece consideración.

Antes de pasar a otras preguntas debemos protegernos contra un posible error. Decir que un ciudadano es llamado a emitir un juicio sobre una cuestión de interés público no es sugerir que pueda fácilmente liberarse de la influencia de su estación privada, de sus intereses privados, de su «sesgo». El entrenamiento militar se verá afectado por cosas tales como si somos de edad militar, etc. Pero reconocer esto sólo nos hace conscientes de la dificultad de hacer lo que nuestro esquema de gobierno requiere que hagamos. Nos recuerda la disciplina que exige el oficio de ciudadano. La democracia no es la más fácil, es la forma más difícil de gobierno.

Resultado de imagen de ciudadano

Sólo hemos arañado la superficie de los temas, tanto teóricos como prácticos, que existen en este punto. Pero esencialmente la posición tomada aquí es que en el desempeño de su función pública se le está pidiendo al ciudadano su juicio sobre el interés público, y que el fracaso en disciplinar sus preocupaciones privadas es un fracaso en la responsabilidad moral. La oficina del ciudadano tiene por lo menos tanto en común con la oficina del juez, del legislador o del administrador.

Desafortunadamente, no es el caso que “todos tienen derecho a su opinión”.

Todo el mundo tiene, por supuesto, todo tipo de creencias y opiniones sobre todo tipo de cosas. Algunos heredamos, otros nos forjamos. Algunos son verdaderos, otros no. Una buena parte de la historia de la civilización es el proceso de creación de disciplinas, técnicas e instituciones de calvario por el cual las creencias son probadas, validadas, garantizadas, confirmadas, probadas. Reclamar un “derecho” a una creencia es afirmar que una creencia ha sobrevivido a su calvario -por lo menos el tiempo- y ha establecido un estatus “confirmado”.

Resultado de imagen de ciudadano

Ser cognitiva o intelectualmente responsable es moverse a cierta distancia hacia la reducción de la brecha entre meramente tener creencias y tener derecho a nuestras creencias. La responsabilidad no es, por supuesto, infalibilidad. Uno puede ser responsable y equivocado. Pero la mente responsable siempre está trabajando para creer sólo lo que tiene derecho a creer.

El estudio adecuado de este problema -la validación de las creencias- nos llevaría a los campos de la epistemología y el método científico, la lógica, la semántica, todos los aspectos del problema general del conocimiento, y esto está más allá del alcance de nuestra empresa actual. Pero podemos indicar, de paso, las actitudes o cualidades generales de la mente que deben ser cultivadas:

En primer lugar, la unidad para aclarar y enfocar. Mucha discusión es infructuosa y frustrante porque no estamos hablando de lo mismo o no estamos seguros de lo que está en cuestión en una controversia. En algún momento “la cuestión” debe ser aclarado o formulado. Esto requiere práctica y entrenamiento.

Resultado de imagen de ciudadano

Segundo, la demanda de pruebas. Nuestras creencias deben sostenerse en un mundo de hechos-algunos duros, algunos flácidos. Debemos cultivar una actitud hospitalaria y hambrienta hacia el hecho probatorio.

Tercero, el sentido de validez. Las creencias y los hechos no vienen en montones. Vienen organizados y se organizan más. Constituyen “argumentos” e implican inferencia y deducción.

La mayoría de la gente puede hacer inferencias y argumentos válidos sin haber estudiado “lógica”. Pero la práctica del argumento puede ser iluminada por un estudio de la teoría del argumento.

Finalmente, resumiendo todo esto, el sentido de la relevancia -el sentimiento de lo que tiene que ver con el asunto en cuestión, lo que se puede ignorar y lo que es crucial. La mayoría de las falacias son falacias de irrelevancia.

Estas son las cualidades generales de una mente responsable. La educación busca cultivarlos y desarrollarlos, aparte de su especial incidencia en la política. Pero son tan necesarios por el ciudadano como por cualquier persona y son probados más seriamente en el área política que en la mayoría de las otras áreas de la vida.

Cualquier análisis de las cualidades requeridas del ciudadano debe tener en cuenta que no es un tomador de decisiones solitario, sino que es uno de un gran número de personas que mantienen una institución de toma de decisiones. Él es un colega. Cuando expresa su juicio está en la forma “creo que debemos hacerlo y así”, y el “nosotros” significa el hecho de que está participando con colegas en el proceso de llegar a una decisión común, de grupo. Apenas es suficiente para llegar a una posición de sonido sí mismo si uno no puede hacer sus conocimientos efectivamente disponibles para los demás. Por lo tanto, está ineludiblemente involucrado en la comunicación, tanto escuchar como hablar, leer y escribir.

Resultado de imagen de ciudadano

La pregunta que quiero plantear aquí es si no hay una distinción clara entre el tipo de comunicación apropiada para los colegas y el tipo de comunicación que consideramos natural entre el “vendedor” y el “cliente”. No hay duda de que ”Salesmanship“ es hoy una forma dominante de la comunicación. Es manipulador en la intención. Su preocupación es conseguir que otros se comporten como el vendedor los quiere. Hay una especie de guerra fría entre los vendedores de la competencia y entre el vendedor y los consumidores. Esto es tan familiar que es difícil hacer el punto que hay cualquier otro tipo de comunicación. Empaquetamos y vendemos pasta de dientes. Empaquetamos y vendemos políticos y partidos. Empaquetamos y vendemos ideas, ideologías, formas de vida. Todo es propaganda, incluida la educación, se nos dice.

Por muy ingenuo que parezca, quiero sugerir que hay relaciones entre individuos que llaman a la comunicación de otro tipo: relaciones corruptas y destruidas por la intrusión de la comunicación manipulativa, la propaganda y la venta. Entre amigos, entre miembros de una familia, entre miembros de un equipo, salesmanship es una enfermedad. No tiene cabida en las relaciones entre científicos en un laboratorio, entre doctores en un hospital, o oficiales en un personal militar. También es, sugiero, fuera de lugar entre los colegas políticos – y eso incluye a los conciudadanos.

Aquí, de nuevo, es uno de los puntos en que existe, creo, una profunda confusión entre el foro deliberativo y el mercado, punto en el que su “incompatibilidad” es más evidente. Parece cada vez más claro, también, que cada vez que un foro es tomado por “ventas” se vuelve impropio para la toma de decisiones serias-no nos atrevemos a confiar en sus resultados, y las decisiones reales deben hacerse en otros lugares. Cuando los pozos de la discusión pública se envenenan es necesario sacar el agua en otra parte.

Dejo este punto altamente polémico sin más tratamiento. Pero a menos que la distinción entre comunicación colegial y arte de la venta sea claramente comprendida, no veo cómo la cordura y la responsabilidad pueden ser preservadas en la formación de los ciudadanos para sus tareas.

Un punto más acerca de la relación colegial: tiene que ver con “razonabilidad” y “compromiso”. Todo el mundo sabe que en la mayoría de los temas hay desacuerdo. La certeza es imposible y los hombres de buena voluntad no siempre -o incluso a menudo- están de acuerdo. Sin embargo, ante tal desacuerdo puede ser necesaria una acción. Algunas decisiones deben ser tomadas y no todos podemos, siempre, tener nuestro camino. Las necesidades de la vida y la acción del grupo hacen necesaria una cierta aceptación de esta situación. Se requiere un cierto “alojamiento”, algo de “razonabilidad”. Pero entender y tratar esta situación no es fácil.

Aceptar un veredicto no es necesariamente cambiar de opinión. Hay un lugar importante en el esquema de las cosas para la oposición, la oposición continua y responsable. Algo es necesario que cae entre “sabotaje” y “conformidad” y esto es “tan difícil como es raro”.

Y finalmente deseo expresar una duda acerca de la equivalencia de “ser razonable” con “estar dispuesto a comprometer”. Con frecuencia se nos dice que “compromiso” es el corazón del proceso democrático. Creo que este es un sustituto pobre y engañoso para la noción de ser razonable. Es la versión del mercado de la razonabilidad en el foro deliberativo. Un compromiso puede ser el mejor negocio que se puede hacer. No es necesariamente una decisión razonable.

“La Oficina del Ciudadano” fue una conferencia impartida en la Universidad de Syracuse en 1960

Video (ver min. 6´-6:15″):

Definición de ciudadano por el propio sistema en España, para el que le interese ver todos los puntos juntos:

Resultado de imagen de ciudadano

http://defensorciutadania.palma.cat/portal/PALMA/dc/contenedor1.jsp?seccion=s_fdes_d4_v1.jsp&codbusqueda=1002&language=ca&codResi=1&codMenu=1209&layout=contenedor1.jsp

“La figura del defensor o defensora de la ciutadania és una institució municipal per a la defensa de les llibertats i drets fonamentals dels ciutadans i ciutadanes, en qüestions relatives als serveis prestats per l’Ajuntament de Palma.”

Traducción: la figura del defensor o defensora de la ciudadanía es una institución municipal para la defensa de las libertades y derechos fundamentales de los ciudadanos y ciudadanas, en cuestiones relativas a los servicios prestados por el Ayuntamiento de Palma.

http://defensorciutadania.palma.cat/portal/PALMA/dc/contenedor1.jsp?seccion=s_floc_d4_v1.jsp&codbusqueda=1001&codMenu=1211&layout=contenedor1.jsp&codResi=1&language=ca

“L’Oficina de la Defensora de la Ciutadania està formada per un grup de persones a disposició de la Defensora per a atendre amb diligència les queixes, suggeriments i reclamacions de les ciutadanes i dels ciutadans.”

La oficina de la Defensora de la Ciudadanía está formada por un grupo de personas a disposición de la defensora para atender con diligéncia las quejas, sugerencias y reclamaciones de las ciudadanas y ciudadanos.

http://defensorciutadania.palma.cat/portal/PALMA/dc/contenedor1.jsp?seccion=s_fdes_d4_v1.jsp&contenido=18523&tipo=6&nivel=1400&layout=contenedor1.jsp&codResi=1&language=es&codMenu=1209

¿Cuando no puede intevernir?Cuando no se aprecia interés legítimo o no se indica la persona interesada. (…)

http://defensorciutadania.palma.cat/portal/PALMA/dc/contenedor1.jsp?seccion=s_fdes_d4_v1.jsp&codbusqueda=1685&language=es&codResi=1&layout=contenedor1.jsp&codAdirecto=923&codMenu=2507

“¿Quién puede presentarlas?”Toda persona natural o jurídica que manifieste interés legítimo y le solicite que actúe en relación a la queja que le formule.No es impedimento la nacionalidad (…)”

Aparte:

“en el caso de Hacienda, los ciudadanos tienen obligación de aportar los datos”

Fuente: https://ultimahora.es/noticias/local/2017/05/12/266750/condenado-cuatro-anos-carcel-por-fraude-millonario-hacienda.html

—————————————————————————————————————————————-

https://josephtussman.wordpress.com/2007/11/01/the-office-of-the-citizen/

http://defensorciutadania.palma.cat/portal/PALMA/dc/dc_principal1.jsp?codResi=1

Rituales satánicos en el cambio de presidente en USA

Ya estamos a punto de terminar enero de 2017 y el presidente Trump ya ha tomado posesión de su cargo.

Una de las primeras medidas ha sido eliminar la página LGBT del sitio web de la Casa Blanca tal y como podemos comprobar por nosotros mismos en el site oficial de whitehouse.gov

sin_txtulo-1-jpg_1149960893

 

Obama era un gran propulsor del tema LGTB como se puede observar en los discursos y apoyo al llamado día del orgullo gay.

Esta fotografia (real) es un claro ejemplo de que la realidad nos regala estas casualidades.

No creo que tenga que explicarles a ninguno de mis seguidores que no tengo nada en contra de como vivan su sexualidad las personas. Esta guerra en la que nos quieren meter, los unos contra los otros no es natural. Yo no participaré en ella por mucho que lo intenten.

De lo que no les hablaran los que defienden los derechos de la comunidad LGTB (no entiendo porque esa tendencia a separar a los seres humanos) es que nos estamos autoenvenenando a través de la comida, del entorno, de los medicamentos, de nuestra propia vestimenta que es fabricada en China o la India con los propios residuos que generamos en “el primer mundo”…y que esos disruptores endocrinos afectan a nuestra sexualidad y a la de nuestra descendencia.

Nos quieren enfermos y divididos: hombres contra mujeres, heterosexuales contra homosexuales, blancos contra negros, etc…

Respeten al otro como si se tratase de respetarse a uno mismo.

Recomiendo seguir a Pedro Bustamante, todo un referente si buscan vds la verdad. Muy interesante la creación del distrito de Columbia dentro del Estado de Maryland.

Washington D. C. se divide en cuatro cuadrantes: Noroeste, Noreste, Sudeste y Sudoeste. Los ejes que dividen a los cuadrantes se cruzan justo en el Capitolio. Fuente wikipedia

Pedro nos va a explicar en este video que muchas de esas cosas extrañas que hacen los políticos no las hacen porque son raros al ojo del profano…se trata de rituales satánicos a ojos del buen entendedor.

PD. Lo que esta claro y a tenor de este video donde vemos al guardaespaldas de los brazos falsos…el sr Trump como todo mortal tiene miedo a morir.

“PODEMOS” Y EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (PARTE 4)

La cuarta parte

Todo Está Relacionado

ORIGEN DEL 15-M

Como dije al principio del artículo es el propio “PODEMOS” quien reniega de su origen y vinculación al Movimiento 15-M; con los datos que les proporcionaré a continuación entenderán el por qué no tiene más remedio que adoptar dicha actitud y postura, de cara al público, de “renegar” de su origen. Y es que cuando la verdad sale a la luz lo único que pueden hacer es “negarlo todo” y rezar porque nadie más se dé cuenta y conozca la realidad.

Todo comenzó en el “Ateneo de Madrid”,

LOGO ATENEO DE MADRID (00) (FILEminimizer)

Ver la entrada original 17.646 palabras más

“PODEMOS” Y EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (PARTE 1)

Les dejo con este pedazo de investigación del webmaster del blog TODO ESTA RELACIONADO. Te prometí que leería el articulo cuando fuese publicado y veo que te has vuelto a superar.

Adelanto aqui que creo que los judios (sionistas realmente) van a ser utilizados para traer el NWO y que serán abandonados a su suerte una vez se lleve a cabo el proyecto del Gran Israel. Se esta generando ya el caldo de cultivo para exacerbar el odio racista contra ellos.

Sinceramente creo que este año que viene y el siguiente van a ser el punto de inflexión para una locura colectiva. Espero equivocarme y que artículos tan buenos como el que les dejo a continuación eviten mas derramamiento de sangre que solo beneficia a la cúspide no humana que esta abajo en la pirámide de sangre.

Lean: “PODEMOS” Y EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (PARTE 1)

Virus zika, la próxima patraña para despoblarnos

Como bien sabréis…porque se que mis lectores están muy bien informados…el virus Zika está patentado por la Fundación Rockefeller.

Este virus llamado Zika por el lugar de África donde fue descubierto es un virus de nivel 2, nada que ver con aquella burra que nos vendieron con el ébola.

Curiosamente ese nivel 2 permite que sea mucho más fácil su transporte y comercialización…porque se puede comprar por 599 dólares…

Estos permisos pueden ser necesarios para el envío de este producto a España:

…eso sí, primero debes rellenar el correspondiente formulario para eximir de responsabilidades por un mal uso de este virus Zika a los laboratorios de la Fundación Rockefeller que lo comercializan.

Afortunadamente parece que debes tener una carrera universitaria o formar parte de alguna institución que pueda certificar que puedes utilizar agentes biológicos de nivel 2 para poder comprar esta basurilla con la que nos van a meter miedo.

De momento ya tenemos una primera mujer embarazada diagnosticada con el Zika en España.

Os dejo con estos 4 videos donde Katecon2006 nos da una clase magistral de que va todo esto del virus Zika…si hace mas calor nos venderán una pandemia ya lo verán.

Gladio, o como pagamos al Estado para que nos aterrorice

Por desgracia la mayoría de la población no tiene ni idea que significa GLADIO, la red Gladio, una red de terrorismo sufragada con los impuestos que pagamos todos.

La verdad es que yo no he tocado este tema mas que de pasada en un articulo donde hablaba del vicepresidente del Milan que acompañó y perdono el desfalco de Giussepe Farina (como sabrán uno de los principales verdugos en el caso Bar España), casualmente ese vicepresidente se llamaba (nombre y primer apellido) como uno de los principales terroristas italianos de esta red Gladio: Gianni Nardi

Curiosamente este tipejo terminó siendo enterrado en Mallorca y fue exhumado y devuelto a Italia cuando se probo su participación en la masacre en la estación de tren de Bolonia, uno de los mayores atentados terroristas orquestados por esta red Gladio que trabajaba y trabaja para todos los estados europeos…

85 muertos y más de 200 heridos en Bolonia, dos de Agosto de 1980 Fuente: wikipedia

Aquello terminó siendo el detonante para que el primer ministro italiano revelara mediante documentación de los servicios secretos italianos la existencia de esta red terrorista.

Esto me hizo pensar por ejemplo, tal y como nuestro amigo AYNRandiano2 nos cuenta magnificamente en este articulo, que curiosamente los terroristas son más dados en matar a los de abajo que a los de arriba…ya ves tu.

¿POR QUÉ de c750 asesinatos oficiales de ETA desde 1978 SÓLO 5 (0.66%) SON DE POLÍTICOS R-78 por encima nivel Municipal?

Porque resulta curioso que solo 5 de esos 750 asesinatos hayan correspondido a políticos con cargo mayor que el de concejal, ¿no creen?

Bueno, no quiero entreternerle mas porque la lectura del articulo titulado

OPERACIÓN GLADIO: EEUU organizó la mayor red terrorista de la historia a través de los nazis, la mafia, el narcotráfico y el Vaticano (4). PRIMERA PARTE

y publicado originalmente en http://uraniaenberlin.com/ es apasionante. Saludos.

OPERACIÓN GLADIO: EEUU organizó la mayor red terrorista de la historia a través de los nazis, la mafia, el narcotráfico y el Vaticano (4). PRIMERA PARTE

Williams_P

PAUL L. WILLIAMS, DENUNCIANTE DE LA RED TERRORISTA GLADIO

CAPÍTULO 8: GLADIO AL SUR DE LA FRONTERA (1)

Gladio, es bien conocido, no sólo fue la expresión máxima del terror capitalista en la Italia de Andreotti, Cossiga y Gelli, sino que extendió ampliamente sus ramificaciones terroristas a otros países europeos. Portugal fue uno de ellos. Aquí Gladio se hizo operativo mediante la ejecución de varios asesinatos de líderes opositores, ya se tratase de simples disidentes, como el generalHumberto Delgado, del Frente de Liberación Nacional, asesinado por agentes de la dictadura “salazarista” en Badajoz (España), en el año 1965 (con la necesaria complicidad del régimen franquista), o de revolucionarios izquierdistas de las colonias portuguesas como Eduardo Mondlane, líder del FRELIMO (Frente de Liberación de Mozambique) o Amilcar Cabral (del Movimiento de Independencia de Guinea y Cabo Verde). Todos ellos fueron puestos “fuera de la circulación” bajo la mirada atenta, sino con la coordinación, de la CIA. En Grecia el golpe más“sobresaliente” de Gladio fue la asonada de los “Coroneles”, de 1967, contra el gobierno del “socialista”-socialdemócrata George Papandreu, otra conspiración golpista más con el sello de la CIA. No sólo de “comunistas” vivía Gladio, como se puede ver, sino también de izquierdismos “difusos” que no eran, supuestamente, muy complacientes con el “tito” Sam y resultaban, cómo no, “incómodos” para el imperialismo norteamericano.

En España muchos conocemos cuánto fue de intensa la actividad terrorista de Gladio en el postfranquismo, bajo el paraguas, tutelaje y cobertura del reciente Estado español “democrático”, a través de sus servicios de espionaje y sus fuerzas policiales, utilizando tanto a elementos del ultraderechismo español como del italiano, aquí, en particular, haciéndose con los servicios de uno de sus esbirros más sanguinarios, Stefano Delle Chiaie. La rama italo-española de Gladio, según Williams, ejecutó en España más de un millar de ataques violentos con el resultado de cincuenta asesinatos (entre ellos, el asesinato de los abogados laboralistas de Atocha, el secuestro y asesinato del dirigente de ETA-pm, José Manuel Moreno Bergaretxe, Pertur, el crimen de la estudianteYolanda González y decenas de víctimas más). En realidad, los muertos a manos del terrorismo de Estado de la “pacífica” transición española, pactada con la CIA y ejecutada con Gladio, fueron bastantes más de los que cita Williams, no menos de 200, como bien señala Alfredo Grimaldos en su magnífico libro La sombra de Franco en la Transición (autor también de otro excelente documento:La CIA en España)

Turquía (una vieja conocida del terrorismo de Estado) fue, también, otro referente de las atrocidades de Gladio. Williams señala que las fuerzas de Gladio, a instancias de la CIA, abrieron fuego contra una manifestación de un millón de simpatizantes sindicales turcos en la plaza Taksim. La masacre, cometida en 1977, se tradujo en la muerte de treinta y ocho manifestantes y  cientos de heridos. Reciente está, no lo olvidemos, otros dos atentados de Gladio en Turquía (aunque esta vez con el sello del nuevo “satán” buscado por el capitalismo: el “islamismo”), actos terroristas calcados a aquél del año 77. En concreto, el de octubre del año pasado fue el más grave, donde la dictadura turca ejecutó una falsa bandera que se tradujo en noventa víctimas mortales como consecuencia de la explosión de una serie de bombas al paso de una manifestación opositora en las calles de Ankara. Ambos atentados (el de este año y el de octubre de 2015) fueron ideados y realizados, con toda seguridad, por la CIA y los servicios secretos del dictador Erdogan aunque atribuibles, según el oficialismo turco, nada menos que a sus aliados patrocinados del “Estado islámico” (los mismos a los que envía armas o trafica con su combustible a través de la frontera con Siria). Todo un ejercicio de criminal desfachatez de un probado régimen homicida.

En Alemania Occidental el atentado más notorio de Gladio fue la matanza perpetrada en la Oktoberfest (Fiesta de la Cerveza) de Munich, en 1980, en la que 13 personas murieron y más de doscientas resultaron heridas. Un atentado, nuevamente, con todos los ingredientes de haber sido monitoreado por el servicio secreto alemán federal, el neonazi BND, parte integrante del entramado Gladio. Mientras, en Bélgica, los terroristas de OTAN-Gladio la tomaron, indiscriminadamente, contra varios supermercados de la ciudad de Brabant, sin vínculo o motivación política alguna que no fuese la ya conocida “estrategia de tensión”, ametrallando a civiles inocentes con el resultado de varios muertos (entre ellos una familia entera). Ninguna reparación a las víctimas o investigación se realizaron sobre estos hechos que no fuese inculpar a chivos expiatorios, o bien se dejaron de perseguir, deliberadamente, a los culpables, cerrando los crímenes en falso.

LLEGA GLADIO-OPERACIÓN CÓNDOR A SUDAMÉRICA

La organización “stay-behind” de la OTAN ya no era una coartada para contener una inexistente invasión del Pacto de Varsovia, puesto que la estructura militar del bloque soviético se basaba en adoptar una estrategia netamente defensiva, mientras que el campo de acción militar-terrorista de la OTAN, al contrario, se había ideado para ser desplegado incluso fuera de Europa y con un sólo objetivo: aplastar la resistencia anti-imperialista de izquierdas en todo el mundo mediante golpes de Estado y asesinatos masivos. El continente latinoamericano, por tanto, no fue ajeno a los planes de los imperialistas ante el crecimiento y expansión que estaban experimentando las fuerzas revolucionarias de izquierdas en aquella región del planeta. La infausta Operación Cóndor de la CIA fue gestada con este propósito, con los mismos presupuestos teóricos y prácticos que el Gladio europeo pero más encarnizadamente aún que el terrorismo desplegado por la OTAN y la CIA en el Viejo Continente, puesto que las democracias norteamericano-europeas se valieron de brutales dictadores fascistas para la consecución de los fines estratégicos anticomunistas del amo de la Casa Blanca.

La puesta en práctica del Plan Cóndor comenzó en Brasil, con un golpe de Estado que garantizase los (supuestamente amenazados) intereses de EEUU en ese país sudamericano. En la década de los sesenta (1964) la CIA derrocó al presidente constitucional brasileño Joao Goulart (elegido democráticamente) y colocó a un dictador (Humberto de Alencar Castelo Branco) en su lugar, quién nada más acceder al poder puso en manos del imperialismo estadounidense el control del 50 por cien de los recursos industriales de Brasil, tanto que En 1971, catorce de las veintisiete empresas más grandes del país estaban en manos extranjeras; el resto, ocho eran propiedad del estado y sólo cinco eran propiedad de consorcios brasileños.

La Argentina pre-golpista de Videla, señala Williams a diferencia de Bolivia, Colombia, Perú y Uruguay no planteaba ningún problema a la hora de aplicar el Plan Cóndor puesto que la mayor parte del país seguía siendo profundamente conservador y católico devoto. Juan Domingo Perón había regresado del exilio para derrotar al presidente Héctor Cámbora en las elecciones generales, lo que constituyó motivo de satisfacción tanto para la Iglesia, como para la CIA. Y, cómo no, también para el gran jefe terrorista de la Logia Masónica (P2), Licio Gelli quien canalizó más de 70 millones dólares de procedencia “negra” para el Frente Cívico de Liberación Nacional, el partido neofascista de Perón. El día antes de su regreso a Buenos Aires, Perón se había arrodillado ante Gelli en una ceremonia secreta para convertirse en miembro de la P2. El rito se realizó en la villa que tenía Perón en España, concretamente en el barrio residencial de la élite política y económica madrileña (Puerta de Hierro). La logia P2 se estableció, de este modo, definitivamente, en Argentina de la mano de los mencionados, en la anterior entrada, asesinos de la dictadura videlista (Emilio Massera, José López Rega, Alberto Vignes, etc)

Lo peor, sin embargo, para los planes de exterminio del Plan Gladio-Cóndor, no fue la oposición subversiva procedente de organizaciones armadas como los Montoneros o el Ejército Revolucionario del Pueblo sino la aparición, en cierta forma sorpresiva, de un grupo de obispos y sacerdotes católicos que, en 1968, en un documento redactado en Medellín (Colombia), apostaron por “defender los derechos de los oprimidos y mantener una opción preferente por los pobres “en la lucha por la justicia social. Los obispos condenaron la alineación de la Santa Sede con las poderosas élites económicas y denunciaron la opresión de los pueblos de América Latina, no sólo por los dictadores militares, sino también por parte de Estados Unidos y otros países del Primer Mundo. Este informe no pasó desapercibido para el imperio y los oligarcas de las multinacionales norteamericanas. En particular, personajes como Nelson Rockefeller advirtieron, a la comunidad empresarial estadounidense de la naturaleza anti-imperialista del documento de Medellín. Rockefeller redactó un informe, que se convirtió en la base de la política latinoamericana de Nixon, habló de la necesidad de que surgieran regímenes militares que pusieran fin a esta nueva teología y advirtió al gobierno de Nixon que había mantener “ojo avizor” con la Iglesia Católica al sur de la frontera ya que, de repente, se había convertido en “vulnerable a la penetración subversiva”.

El Papa, Pablo VI, tuvo que contrarrestar esta influencia “católico-izquierdista” con organizaciones católicas de extrema derecha entre ellas el Opus Dei y Acción Católica, trabajando ambas conjuntamente con el gobierno Nixon y la CIA. El Opus Dei se puso en marcha y en Chile pidió el apoyo de la curia chilena para derrocar a Allende. Según Williams El grupo católico comenzó a trabajar en estrecha colaboración con organizaciones financiadas por la CIA como Patria y Libertad, que posteriormente se convirtió en la temida policía secreta chilena (la DINA). Williams afirma que En 1971, la CIA comenzó a desembolsar millones de dólares hacia el Instituto Chileno de Estudios Generales (IGS), un think tank del Opus Dei, para la planificación del golpe militar. Miembros de IGS incluidos abogados, economistas de libre mercado y, también, ejecutivos de publicaciones influyentes, como Hernán Cubillos, fundador de Qué Pasa, una revista del Opus Dei y el editor de El Mercurio, el periódico más grande de Santiago (y que fue el boletín-portavoz de la dictadura pinochetista).

Igualmente, países como Bolivia fueron objeto de golpes de Estado patrocinados por la CIA. El dictador boliviano Hugo Bánzer se rodeó, en los meses previos al golpe militar de 1971, de lo mejor y más granado del fascismo y nazismo internacional, como el criminal de guerra nazi Klaus Barbie, quien, a su vez, reclutó un ejército mercenario de terroristas neofascistas, incluyendo el italiano Stefano delle Chiaie. Y, al igual que sucedió con la financiación procedente del narcotráfico de la red Gladio europea, de nuevo apareció este principal soporte financiero del terrorismo imperialista en el Cono Sur….ya que, como afirma Williams, una industria multimillonaria salió a flote: el negocio de la cocaína y la heroína de la que la CIA fue un participante activo en la nueva red de drogas mediante la creación de un “oleoducto” que unía a los cárteles colombianos de la droga hasta Compton (localidad en las afueras de Los Ángeles) y los barrios marginales negros de la propia ciudad californiana.

Dicha red de distribución de droga fue destapada por Gary Webb, reportero del San Jose Mercury News, en 1996. Los resultados de Webb dieron lugar a una investigación realizada por el Senado de Estados Unidos, que sirvió para confirmar sus sospechas. Cabe señalar (ya que Williams no lo menciona) que Gary Webb fue asesinado (muy probablemente por la CIA) en el año 2004. Según la versión oficial (noica), Webb se suicidó (no se rían) de “dos” tiros en la cabeza. Existe una película sobre todo ello, de reciente creación, titulada “Matar al Mensajero” que, según los que calumniaron a Webb, idealiza en exceso a este valeroso denunciante. Nada de lo que extrañarse, puesto que esta clase de gentuza eran los mismos a quien la CIA había pagado para desacreditar a Webb. Se ampliará esta cuestión en la parte dos de esta entrada.